Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

Presentación

  • : El blog de Sergio Esteban Vélez
  • El blog de Sergio Esteban Vélez
  • : En este sitio, la cultura es protagonista. Se puede apreciar lo mejor del arte y de la literatura colombiana, a través de entrevistas a sus mayores representantes y de más de un centenar de artículos sobre el trabajo de los mismos. También hay un espacio para la Historia, la Política y la Lingüística, además de una compilación de la obra poética que el autor ha desarrollado desde su niñez, cuando ya publicaba libros y era admirado en su país como "el Niño Poeta".
  • Contacto

Visitas

contador de visitas

Búsqueda

El color según los maestros

Guerra, Padura y Manet

3 enero 2010 7 03 /01 /enero /2010 10:54

 

 

SERGIO ESTEBAN VÉLEZ

El Mundo, 17 de junio de 2009

 

Soy uno de los miles de ciudadanos que la semana pasada recibieron la “Carta abierta a la opinión pública”, por medio de la cual los representantes de la Corporación Fernando González - Otraparte acusan a la Administración de Envigado de haber reducido los aportes que se destinan para su funcionamiento. En la misiva, señalan que ese municipio no les ha entregado $150.000.000 que les prometió para el 2009 y hacen énfasis en que esos aportes son sólo el 10% de los ingresos anuales de esa corporación.


Vehemente defensor de la cultura que soy, aproveché una conversación con uno de los hombres más influyentes de Envigado, para hablar sobre este tema.  Me expuso los siguientes argumentos:


1)  Algunos concejales y representantes de entidades culturales de Envigado están molestos por el hecho de que los nuevos predios que el Municipio ha cedido en comodato a Otraparte hayan sido adecuados por esa corporación para el actual funcionamiento de un café-bar de música popular que opera hasta altas horas de la madrugada (en el cual, ojalá pudiera lograrse el control de sustancias psicoactivas).    Otraparte está pasando a ser reconocida más como bar, que como el museo de Fernando González.


2)  Muchos en Envigado no creen que sea ético que Otraparte, una entidad envigadeña, subsidiada por el Municipio y cuya sede les ha prestado el mismo Municipio, dedique  buena parte de su trabajo a hacer jugosos contratos con la Alcaldía de Medellín.


Dado que lo que podríamos llamar “capital” (inmuebles, mantenimiento y fondos varios) con el que trabaja la entidad tiene como fuente principal los apoyos de Envigado, los réditos extras obtenidos (después de haber pagado los salarios) deberían revertirse al municipio que suministra los fondos de operación.  De lo contrario, es como hacer negocios para provecho personal, manipulando capitales o aportes ajenos.


3) Uno de los contratos de Otraparte con el Municipio de Medellín es para coordinar la programación de la llamada “Fiesta del Libro”, que se realiza en el Jardín Botánico.  Pero lo realmente grave es que esa “Fiesta” rendirá tributo, este año, al cincuentenario del triunfo de la “Revolución”, o sea los 50 años de la dictadura de Castro.


Fernando González debe estar revolcándose en su tumba, ante el hecho de que una institución que utiliza y usufructúa su nombre esté homenajeando una dictadura que ha sido sinónimo de represión y de persecución a los intelectuales no afiliados.  Fernando proclamaba, ante todo, la afirmación del individuo, y todos sabemos que Castro es la negación de la libertad, de la autonomía y de la individualidad.


Los directores de Otraparte estarían traicionando el pensamiento de Fernando González flagrantemente.


4)  Los jefes de Otraparte, por otra parte, estarían actuando de una manera desleal contra el Municipio de Envigado, pues, al publicar la citada carta, hacen quedar a esa administración municipal como si fuera enemiga de la cultura y de Fernando González.  No es justo que se ataque de ese modo a ese municipio, que ha sido, precisamente, quien les ha dado, por años, sede gratuita, varios cientos de millones en convenios, innumerables apoyos para la realización de eventos y, muy especialmente, que ha hecho el esfuerzo de adquirir nuevos predios para el uso de esa corporación.


El comunicado publicado por Otraparte ya ha generado como respuesta un buen número de cartas en contra de los gobernantes de Envigado (las cuales también han sido reenviadas masivamente).  


5) Otraparte ha organizado eventos de Informática y de áreas que se alejan del objetivo fijado en sus estatutos: la exaltación de la memoria de Fernando González y de las actividades de la Cultura en Envigado.  Estaría pasando de ser una organización cultural a una de ejercicios no propiamente culturales.


6) Ya que, gracias a sus instalaciones, Otraparte ha demostrado que sabe cómo acceder a ingresos de otras entidades, debería estar satisfecha con los recursos que recibe de Envigado, porque actualmente este municipio ha tomado conciencia de que múltiples proyectos culturales locales de importancia no cuentan con otras fuentes de financiación.  Entre estas obras, figuran el Centro de Historia de Envigado, que ni siquiera tiene sede propia; o la antiquísima Casa de la Cultura, o la Biblioteca “José Félix de Restrepo” o el mega-proyecto para exaltar el legado de Débora Arango.  Hace falta, además, publicar más libros de autores envigadeños y promocionar las escuelas de Arte.


7) Se considera que es prioritario financiar programas que acerquen a la cultura a los habitantes más pobres de Envigado, más que a los de sectores pudientes, como Villagrande y San Marcos (por no hablar de los medellinenses de El Poblado), que son quienes, en su mayoría acuden a las tertulias y al bar de Otraparte.


En relación con los desórdenes económicos de los que se quejan los muchachos de Otraparte, mi interlocutor ha encontrado una solución:  si la gente de esa institución admira tanto la dictadura cubana, pues que acudan a ella: ¡Que los subvencione Castro!.   De todos modos, ellos se están convirtiendo en sus divulgadores.

 

 

 

Compartir este post

Repost 0
Published by Sergio Esteban Vélez - en Columnas de Opinión
Comenta este artículo

Comentarios