Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

Presentación

  • : El blog de Sergio Esteban Vélez
  • El blog de Sergio Esteban Vélez
  • : En este sitio, la cultura es protagonista. Se puede apreciar lo mejor del arte y de la literatura colombiana, a través de entrevistas a sus mayores representantes y de más de un centenar de artículos sobre el trabajo de los mismos. También hay un espacio para la Historia, la Política y la Lingüística, además de una compilación de la obra poética que el autor ha desarrollado desde su niñez, cuando ya publicaba libros y era admirado en su país como "el Niño Poeta".
  • Contacto

Visitas

contador de visitas

Búsqueda

El color según los maestros

Guerra, Padura y Manet

28 mayo 2009 4 28 /05 /mayo /2009 06:26

La reconocida poeta antioqueña se atreve, por primera vez, a publicar un libro de Poesía Amorosa.



Fernando Botero, Olga Elena Mattei y Sergio Esteban Vélez 

 

SERGIO ESTEBAN VÉLEZ

El Mundo, 8 de abril de 2008


Por estos días, la poeta antioqueña Olga Elena Mattei está lanzando su nuevo poemario “El profundo placer de este dolor”.  Los lectores de EL MUNDO, que están, desde hace ya varios años, acostumbrados a sus columnas de opinión, en las cuales desarrolla reseñas musicales, con gran dominio del tema, y también sobre Artes Plásticas, Literatura, Civismo y otras materias, podrán encontrar en esta obra un “tratado entre el amor metafísico, entre un fantasma y una persona humana que se cree un espíritu”, como lo define la propia autora.

 Se ha divulgado, en varios reportajes, que este libro corresponde al trabajo realizado, a raíz de la Beca de Creación Literaria de la Alcaldía de Medellín, que ganó por concurso en el 2006, pero esta obra no es exactamente el único resultado de tal estímulo, pues Olga Elena inicialmente formuló una propuesta diferente para concurrir a esa convocatoria y fue la de trabajar en la corrección y digitación masiva de una parte de las más de 3.500 páginas manuscritas de Poesía que tiene archivadas, en un armario.   Gracias a la beca, entregó a la Alcaldía un paquete con 984 páginas de poesía inédita, en carpetas que conforman unos 15 títulos de obras recopiladas según las distintas temáticas sobre las que escribe y en las cuales ha sido pionera.

“Desde hace muchos años, cuando he revisado y recopilado este material, he vivido muy angustiada, porque todo autor siempre tiene el deseo y la necesidad sicológica de publicar y también tiene preferencias por algunas obras, pero si tiene dudas acerca de la calidad o de la actualidad de las obras por las cuales tiene especial cariño, entonces, está perdido, porque queda atrapado en una contradicción”, comenta Mattei.

   María Helena Uribe de Estrada, Sergio Esteban Vélez, 
     José Gutiérrez Gómez y Olga Elena Mattei. 1999     
                                      
Cuando el Fondo Editorial Ateneo le ofreció la oportunidad para publicar una selección de su Poesía Amorosa, que, como se aclara en el libro, es material de los últimos 40 años, la escritora consideró oportuno aprovechar para que esa obra no quedara desperdiciada y perdida para siempre, si no se publicaba, pero dice que le “daba miedo de que los escritores y críticos la encontraran anticuada”.  

Para empeorar el prospecto, tuvo muy en cuenta la consideración de que los hombres poetas o críticos “siempre han visto con desdén la poesía de las mujeres y en especial la de tema amoroso escrita por mujeres”.

Los temores llegaron a tal punto, que les dijo a varios amigos escritores que lo peor podría ser que, aunque “El profundo placer de este dolor” no tuviera lugares comunes en su texto, el libro mismo pudiera ser considerado como, precisamente “un lugar común”.  Y lo dijo tanto, que los anfitriones lo incluyeron como comentario de la autora, en la invitación a uno de los lanzamientos (el próximo se realizará, en mayo, en la Feria Internacional del Libro de Bogotá).

Su manera de entender, ver, sentir y vivir el amor hace hincapié en el aspecto espiritual o sicológico.  “Para mí, el amor físico es totalmente secundario, y en mis poemas, de lo que hablo es del éxtasis o la sublimación espiritual, que no es lo que se ha encontrado en la poesía que conocemos”, enfatiza la autora.

Considerando lo anterior, los jóvenes que pontifican acerca de las tendencias que se deben rechazar, en la Poesía de este siglo, refiriéndose al romanticismo trillado y ya agotado, deberán mirar con atención las diferencias y la nueva visión y el tono de esta poesía.

En el prólogo del libro, Héctor Abad Faciolince, quien reconoce en Mattei una de las figuras que más lo impulsó en los caminos literarios, dice que: “Olga Elena se fue a los Estados Unidos, cuando era una de las poetas más reconocidas de Colombia. Cuando regresó, 20 años después, mucha gente la había olvidado. Pese a sus recitales en el mundo entero, pese a las críticas elogiosas de hombres ilustres, Colombia, que es tierra fértil para la amnesia, la había olvidado (...) Olga Elena Mattei no ha dejado un solo día de escribir durante estos 35 años en que yo la conozco. Ha publicado 12 libros y tiene inéditos otros 32. Hoy es un gusto y un honor poder oír su voz. Creo que no oirán ningún lugar común”.

                                               Sergio Esteban Vélez, Olga Elena Mattei y Darío Ruiz Gómez


Por su parte, el poeta Pedro Arturo Estrada dice que: “El profundo placer de este dolor reúne los textos más arriesgados que Olga Elena ha escrito, desde su primera juventud, en torno de la experiencia amorosa como tal, aquella que involucra dos seres de carne y espíritu en una especie de realidad anómala, desconocida, distinta de toda otra experiencia y en ocasiones incluso única y última, colindante con la experiencia mística, como en ciertos pasajes de la obra se evidencia, recordándonos en su intensidad, ritmo ascendente, pavura y temblor esa misma “Llama de amor viva” que cantara Juan de la Cruz. No es gratuita, en tal sentido, la imagen berniniana del Éxtasis de Santa Teresa que ilustra el libro”.

 

 

El epicentro (fragmento)

 

Tu mejilla, la mía,

plasmas en contacto,

epitelios imantados

irradiando vibraciones intensas.

Centro de mi universo,

En aquel brevísimo momento.

Concreción del epicentro,

origen de un big-bang

personal:

la creación de un sentimiento.

Explosión microcósmica interior,

espiritual alumbramiento,

descubrimiento de un fulgor

que aún se está expandiendo.

 

 

                                                            Olga Elena Mattei, Sergio Esteban Vélez y Octavio 
                                                            Arizmendi Posada. Club Campestre, Medellín, 2001.

 

OLGA ELENA MATTEI ECHAVARRÍA

Estudió Filosofía y Letras y Arte y Decoración, en la Universidad Pontificia Bolivariana.

 En 1962, publicó “Sílabas de arena”, el primer libro de una extensa obra que incluye “Pentafonía”, “La gente”, “Huellas en el agua”, “Cosmofonía”, “Conclusiones finales”, “Regiones del más acá”, “Cosmoagonía”, “Los ángeles del océano”, “Escuchando al Infinito” y “El profundo placer de este dolor”.

Su trabajo ha sido traducido a diferentes idiomas y ha sido incluido en más de 80 antologías, enciclopedias, diccionarios, páginas web y textos nacionales e internacionales

ha recibido distinciones como el Premio Nacional de Poesía Guillermo Valencia (Colcultura, 1973), el Premio Internacional de Poesía Café Marfil (España, 1974), la “Orden des Aniseteurs du Roi” (París, 1976), el Premio Nacional de Poesía Porfirio Barba Jacob (2004) y el Premio Nacional de Poesía Meira del Mar (2007).

La cantata “Cosmofonía", basada en un texto suyo, fue estrenada, en París, en 1976, por la Radio y Televisión Francesa con música del compositor Marc Carles.

Frecuente invitada a congresos y lecturas de su obra, en importantes salas de Colombia y de ciudades como París, Madrid, Berlín, Frankfurt, Hamburgo, Granada, Edimburgo, Nueva York, Washington, Chicago, San Francisco, Toronto, México y Guadalajara.

 

 

Compartir este post

Repost 0
Published by Sergio Esteban Vélez - en Artículos de Cultura
Comenta este artículo

Comentarios