Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

Presentación

  • : El blog de Sergio Esteban Vélez
  • El blog de Sergio Esteban Vélez
  • : En este sitio, la cultura es protagonista. Se puede apreciar lo mejor del arte y de la literatura colombiana, a través de entrevistas a sus mayores representantes y de más de un centenar de artículos sobre el trabajo de los mismos. También hay un espacio para la Historia, la Política y la Lingüística, además de una compilación de la obra poética que el autor ha desarrollado desde su niñez, cuando ya publicaba libros y era admirado en su país como "el Niño Poeta".
  • Contacto

Visitas

contador de visitas

Búsqueda

El color según los maestros

Guerra, Padura y Manet

17 mayo 2009 7 17 /05 /mayo /2009 07:01
El Mundo, 23 de Junio de 2008

SERGIO ESTEBAN VÉLEZ

Es más que necesaria la reciente disposición presidencial para que la fuerza pública pueda acceder a las universidades. Tenemos que respetar la libertad de expresión, pero la “autonomía universitaria” no puede convertirse en mecanismo para proteger a terroristas. ¿Será, acaso, que asaltar cajeros, robar equipos, lanzar petardos y asolar los campus universitarios con toda clase de destrozos pueden considerarse manifestaciones del libre desarrollo de la personalidad?

Esta inteligente decisión del Presidente no debería limitarse a que las Fuerzas Armadas puedan entrar a las universidades en determinadas situaciones, sino que debería ser extensiva a que se establezca presencia permanente del Ejército, por lo menos en las universidades públicas. Es increíble que, mientras este gobierno les ha arrebatado decenas de apartados municipios a los terroristas, todavía, en las principales ciudades, las universidades, esgrimiendo una interpretación distorsionada de los principios del “Manifiesto de Córdoba”, sirvan como refugio blindado de los grupos ilegales.

Si el Ejército pudiera intervenir, tendríamos varias docenas más de guerrilleros en las cárceles y serían mucho menos frecuentes los ya habituales espectáculos de encapuchados recorriendo las facultades, ante estudiantes atemorizados, en peligro de ser víctimas y en total indefensión.

¡Los recintos didácticos no pueden ser territorios anárquicos, sin recursos de control, autoridad y seguridad!

***

Esta aguerrida determinación del presidente Uribe nos hace recordar otra, del doctor Carlos Lleras Restrepo.

En una ocasión, cuando el doctor Lleras era candidato presidencial, asistió a un evento, en el auditorio de Derecho de la U. Nacional, en compañía del entonces ministro de Educación, Pedro Gómez V., con tan mala suerte, que los estudiantes optaron por agredirlo con huevos podridos y ¡lo “retuvieron”, por más de 6 horas!

Meses después, cuando ya era Presidente de la República, a Lleras le correspondió inaugurar el Centro de Investigaciones Médicas “Federico Lleras Acosta”, de la mencionada universidad Y, como se supo de amenazas de boicoteo, el Presidente, dado el antecedente que explicamos, ordenó que el batallón Guardia Presidencial entrara a los predios de la universidad, para evitar posibles actos de vandalismo...

Cuando se le preguntó a Lleras el porqué de esta determinación, el mandatario respondió: “No puede haber ni un centímetro del territorio nacional al cual no pueda acceder la soberanía del Estado”.

***

Es posible que el presidente Uribe, tan cercano al doctor Ignacio Vélez Escobar, hubiera tenido en cuenta, para atreverse a dar este paso, el consejo de este ex gobernador y ex alcalde de Medellín, quien afrontó momentos críticos y tuvo que tomar decisiones extremas.

En el año de 1966, cuando el doctor Vélez E. era rector de la Universidad de Antioquia, se presentó una ominosa y violenta huelga de los alumnos de “Estudios Generales”, cuya sede quedaba donde actualmente están las “Torres de Bomboná”.

Dada la gravedad de las manifestaciones, que, sumadas a huelgas anteriores, llevaban años entorpeciendo el buen funcionamiento del Alma Máter e interrumpiendo la continuidad de los semestres (con lo cual se prolongaban los años de estudio...), el rector Vélez, en defensa del orden público, no tuvo dudas en llamar al Ejército, a que rodeara más de 3 manzanas alrededor de ese edificio, para impedir que salieran o entraran estudiantes agitadores. Este cerco duró más de 3 días.

***

Este episodio le costó la rectoría a Vélez E. Al principio, se negó a renunciar, pero luego, “por razones de autoridad”, tuvo que acceder a entregarle el puesto al doctor Lucrecio Jaramillo Vélez, ante la exigencia del presidente G. L. Valencia (coincidencialmente, el anterior rector, Jaime Sanín E., también fue llamado, varias veces, a renunciar, por el entonces presidente, Alberto Lleras, pero Sanín se escudó en la autonomía universitaria y se quedó en el puesto).

Conducta loable del doctor Ignacio Vélez fue haberle aceptado al nuevo rector la dirección de Planeación de la universidad. No le importó haber rebajar de rango, pues para él lo principal en ese momento (y que dependía de su nuevo cargo) era la pronta y satisfactoria culminación de la construcción de la ciudad universitaria, de la cual fue el mayor abanderado.

Sin embargo, si Vélez E. hubiera continuado en la Rectoría, es probable que se hubieran evitado muchos de los paros académicos que, en esa época, hicieron que fuera una verdadera proeza estudiar y graduarse en la Universidad de Antioquia. Pero, claro, en los años 60, ¡joven que no fuera de izquierda, no tenía corazón!

 

 


http://www.elmundo.com/sitio/noticia_detalle.php?idcuerpo=1&dscuerpo=Sección%20A&idseccion=3&dsseccion=Opinión&idnoticia=87913&imagen=&vl=1&r=buscador.php&idedicion=1030

Compartir este post

Repost 0
Published by Sergio Esteban Vélez - en Columnas de Opinión
Comenta este artículo

Comentarios